Diferentes Maestros Ascendidos II

Y aquí la continuación de otro texto que ya había compartido con ustedes y que puede interesarles, extracto también de un libro de Osho.


Segunda Pregunta.

¿Puede esto explicar también el por qué Mahavira y Buda, que eran contemporáneos, nunca se encontraron, nunca se cruzaron físicamente?

¡No podían encontrarse! ¡Ni incluso físicamente! Se aproximaron a un encuentro en multitud de ocasiones. Una vez se alojaron en el mismo sarai, en la misma posada, en un extremo Mahavira y en el otro Buda. Pero no hubo encuentro. Atravesaron los mismos pueblos. Toda su vida se la pasaron en Bihar, una región muy pequeña. Visitaron los mismos pueblos, se quedaron en los mismos pueblos, hablaron a los mismos auditorios. Sus segadores iban y venían de Mahavira a Buda y de Buda a Mahavira. Hubo mucha controversia; se habló mucho de ello, pero nunca se encontraron.

¡No podían encontrarse! Sus mismas esencias eran tales cumbres que no había posibilidad de encuentro. El encuentro se había vuelto intrínsecamente imposible. Incluso sentados uno junto al otro, no había posibilidad de encuentro. Incluso si ante nosotros aparecieran juntos y abrazándose, nunca se encontrarían. Su encuentro es algo imposible. Son tan singulares, tan semejantes a cumbres, que el encuentro en lo interior es imposible. ¿Y cuál es entonces el sentido de un encuentro exterior? ¡Es inútil; no tiene sentido!

Esto nos parece inconcebible. Pensamos que dos buenas personas deberían conectar. Para nosotros, la actitud de mantenerse a distancia es algo malo. Pero en realidad, no hay una actitud de alejamiento, ¡hay una imposibilidad de encuentro! No es que a Buda no le apeteciera encontrarse con Mahavira. No es que Mahavira fuera reticente. No, simplemente es imposible; no puede ocurrir. No hay una actitud en ello. En verdad es algo milagroso. Durmieron en el mismo pueblo, se alojaron en el mismo sarai, pero nunca, ni en la literatura budista ni en las escrituras jainas, aparece referencia alguna de alguien que sugiriera su encuentro. Ni una sola referencia. No aparece ni siquiera una indicación relativa a que lo mejor hubiera sido que se hubiesen encontrado. Es algo milagroso, sorprendente. Ninguno negó al otro. Ni Buda a Mahavira dijeron: “No me reuniré contigo”. ¿Por qué no se reunieron? ¡Era una absoluta imposibilidad! ¡No era posible!

Para nosotros que permanecemos a ras del suelo nos parece algo extraño, pero si estuvieses en la cumbre no te lo parecería. ¿Por qué no pides a una cumbre de los Himalayas que se reúna con otra? Están tan cerca, ¡tan cerca! ¿Por qué no pueden encontrarse? Su mismo ser, su misma condición de cumbre, crea la imposibilidad. No pueden, nunca podrán. La puerta está cerrada. Y aún así sostengo que son uno; por muy distinto que pueda ser un pico de otro, en sus raíces son uno. Puede que pertenezcan a la misma parte de la Tierra, pero únicamente en sus raíces son uno.
Hay otro punto que considerar: debido a que son uno en sus raíces, no tienen necesidad alguna de encontrarse. Sólo aquellos que no son uno en la base tratan de encontrarse, porque saben que, verdaderamente, no hay encuentro.
Mucha gente me ha preguntado que por qué no he probado de sintetizar todas las religiones. Gandhi lo intentó, muchos otros, incluyendo a los teósofos, lo intentaron. Han probado de sintetizar todas las religiones. Te digo que si lo intentas demuestras que sabes que no hay síntesis. El esfuerzo demuestra que percibes que, de alguna forma, las religiones están divididas. Yo no siento esto en absoluto. En su raíz son una, en las cimas se hallan divididas y deben estar divididas. Cada pico posee su propia belleza. ¿Por qué destruirla? ¿Por qué crear algo falso que no está allí? Un pico debe ser un pico, un individuo. En la tierra son uno.
Por eso el Corán debe de permanecer puro Corán. No se debe imponer nada. De infiltrar nada del Gita, del Ramayana o de cualquier otra procedencia. Sin interpolaciones, sin mezclas. El Corán debe seguir e su pureza como Corán. Es un pico, un bello pico. ¿Por qué destruirlo? Esto es posible si eres consciente de una unidad más profunda a nivel del suelo, en las raíces.

Las religiones son una en su raíz, pero nunca en su expresión, y no debería ser así. Por eso, a medida que el mundo progresa, a medida que la consciencia humana se vuelve más consciente, más integrada, surgirán nuevas religiones. No habrá menos, si no más. En último término, si cada ser humano se vuelve un pico, habrá tantas religiones como seres humanos. ¿Por qué debiera uno de seguir a Mahoma si el mismo puede convertirse en una cumbre? ¿Por qué debería uno de seguir a Krishna si él mismo puede convertirse en un pico?

Esto es una desgracia, EL QUE UNO TENGA QUE SEGUIR A OTRO. ES SÓLO UN MAL NECESARIO. SI NO PUEDES VOLVERTE PICO, SÓLO ENTONCES HAS DE SEGUIR. PERO SIGUE DE TAL MODO QUE CUANTO ANTES TE VUELVAS PICO, MEJOR. PODEMOS TENER UN HERMOSO MUNDO, UN MUNDO MEJOR CON UNA MEJOR HUMANIDAD, SIENDO TODOS PICOS SINGULARES. PERO ESA CUMBRE SE ALCANZA SÓLO A TRAVÉS DE LA INDIVIDUALIZACIÓN, MEDIANTE LA DISOLUCIÓN DEL EGO Y DE LA FALSA PERSONALIDAD, Y EL PERMANECER CENTRADO EN TU NATURALEZA, EN TU PURO SER. Entonces te vuelves como un valle, y luego resuenas.

Sacado del libro Alquimia Suprema de Osho

0 comentarios:

ૐ Azul Consciencia

Luz...Alba de Luna en FACEBOOK

Google+

Twitts... ૐ Azul Consciencia

Se ha producido un error en este gadget.

Suscríbete!!!

Comunidad Crecimiento Espiritual

Para Reflexionar

Programa Sabiduría Ancestral

Programa Nueva Consciencia

Programa Conciencia Humana

Conversor de Horario

EVENTOS REP. MEXICANA

TRASCENDENCIA

Eventos Espirituales en México

RECOMENDACIONES en Video

Luz.... alba de Luna RECOMIENDA

Seguidores

Entradas populares

ÍNDICE Temático

Con la tecnología de Blogger.